Menú lateral amp
PROTESTAS LABORALES

La plantilla de Forem exige a CC OO que asuma las indemnizaciones

Acusan al sindicato de aplicarles condiciones peores que las que motivaron la huelga contra la reforma laboral

El patronato de la fundación les anunció el martes que cobrarían la indemnización y los salarios del Fogasa

La plantilla vistió de negro como muestra de su enfado por el cierre de Forem.

José Antonio Goñi

Actualizada 22/10/2017 a las 08:35

Manos arriba. Los trabajadores de Forem, la fundación creada por CC OO para la formación y la orientación laboral, posaron ayer en la sede de Mutilva con ese gesto y vestidos de negro ante los medios para manifestar su enfado por las maneras con las que el sindicato les ha dejado en la calle tras anunciar el concurso de acreedores. Fue el pasado martes cuando los tres representantes del patronato les comunicaron el cierre y les adelantaron que los salarios pendientes y las indemnizaciones correrían a cargo del Fogasa, una “auténtica bofetada” para los 32 trabajadores que, según denunciaron en rueda de prensa, llega sin “el más mínimo movimiento por parte de CC OO para informar y, muchos menos, negociar una salida digna”.

Con antigüedades que oscilaban entre los 15 y los 22 años en Forem, se mostraron especialmente dolidos por la dureza de la medida, máxime cuando la ejecuta, según explicaron, un sindicato que “combate de forma vehemente” este tipo de comportamientos en las empresas. Aunque eran conscientes de que Forem es una fundación y, por tanto, “no existe patrimonio”, añadieron que CC OO “sí lo tiene” y lo podría utilizar para pagar las indemnizaciones. “No quieren reconocernos como parte de su plantilla”, recordaron al tiempo que especificaron que cuatro compañeros que abandonaron Forem en 2015 sí recibieron indemnizaciones del sindicato. Según afirmaron, el “único objetivo” de CC OO es que los despidos les salgan “gratuitos” y puedan mantener sus cuentas “saneadas”. Asimismo, reprocharon al sindicato que aplicara “condiciones de despido inferiores” a las que motivaron la huelga general de 2012 contra la reforma laboral, actitud que calificaron de “vergonzosa”.

Falta de información

 

Los 32 empleados aseguraron sentirse “indefensos, sin derechos laborales, sin ingresos y con salarios sin cobrar”, ya que no les habían abonado ni la extra de verano ni las vacaciones. Lo peor es que todo el proceso, según afirmaron, se había desarrollado prácticamente “sin información”. La única reunión con CC OO a la que fueron convocados se celebró el 28 de agosto en la que simplemente se les comunicó que, en relación con el futuro de Forem, “tenían que mirarlo”.

Tampoco les gustó la actitud de los representantes del patronato cuando el pasado martes les informaron del cierre: “Nos dijeron que no iban a negociar nada y que las indemnizaciones correrían a cargo del Fogasa. No hubo ningún tipo de empatía, sino frialdad. Incluso una de las representantes del patronato se puso a mirar fotos con el móvil”. Los trabajadores añadieron que estudiarán posibles acciones legales, para lo que se reunirán con un asesor legal el próximo lunes, y expresaron su interés de “dar a conocer esta injusticia” para obligar a CC OO “a negociar” unas condiciones “justas”.